Gracias a una enfermedad que llegó sin ser invitada, el delivery se ha vuelto un pilar fundamental para que muchos restaurantes continúen funcionando. Sin embargo, hay que tener en cuenta que este servicio también tiene un reto muy importante para los dueños de los establecimientos: garantizar tanto la salud de los clientes como de las personas que ejercen la labor de llevar los alimentos a cada uno de los hogares.

Conscientes de esta necesidad, hoy queremos compartirte una serie de recomendaciones para ayudarte a que tu servicio de delivery se lleve a cabo de la manera correcta.

Ser precavido vale por mil

Y en este caso cuando hablamos de precaución lo hacemos desde muchos ámbitos. Cuando trasladamos alimentos de un sitio a otro no solo debemos evitar un posible contagio de COVID-19, sino asegurar su correcta manipulación y el mantenimiento de la temperatura adecuada para evitar la proliferación de microbios.

 

Protege tu salud

Cuidando a los tuyos, cuidas de otros

Por eso es clave que todo el personal involucrado en la preparación, empacado y entrega de los alimentos, cuente con los implementos de bioseguridad exigidos por las autoridades sanitarias: la vestimenta correcta, mascarillas, guantes (los cuales deben sustituir a menudo, de acuerdo con las recomendaciones de la OMS) y productos para el lavado y la desinfección de manos.

El exceso de limpieza nunca será una medida extrema

Por el contrario, es la única vía por medio de la cual podemos minimizar las posibilidades de contagio. Asegurate de cumplir con los protocolos de limpieza, la desinfección de todos los implementos de cocina y todas las áreas con las que el personal tenga contacto. Además, es muy importante un constante y correcto lavado de manos con agua y jabón; antes, durante y después de la elaboración de los alimentos que serán entregados al responsable de realizar el delivery.

El proceso de empacado es tan o igual de importante que la elaboración de los alimentos

De nada sirve cumplir con los protocolos necesarios para la preparación de los alimentos si no son empacados de la forma correcta. Descuidar este paso implica un riesgo de contaminación muy grande.

¿Cómo empacar de la manera adecuada?

·       Aplicando una correcta higiene de manos antes de entrar en contacto con los envases donde se guardarán los alimentos para su entrega.

·       Utiliza recipientes desechables de un material fácil de limpiar y desinfecta en su parte externa al ser recibido por el cliente. También es importante tener en cuenta que estos envases deben ser adecuados para soportar altas o bajas temperaturas (de acuerdo con el tipo de alimento que se vaya a envasar).

·       Los recipientes deben guardarse en una bolsa que se pueda desechar a la entrega.

 

empaque para delivery

Distanciamiento en la entrega

Si tu restaurante no cuenta con personal para realizar el servicio de delivery y por el contrario debes recibir la visita de terceros que realicen esa función, asegúrate de cumplir las normas para la entrega de productos con una ventanilla o alguna otra medida que permita una distancia adecuada entre la persona que entrega y la que recibe.

Además del delivery, hay muchos establecimientos que también están ofreciendo el servicio de take away. Para esos casos, es importante que te asegures que las personas que visitan tu establecimiento cumplan con las normas de seguridad: uso de mascarilla, desinfección de manos, entre otras. Y en la medida de lo posible pague con algún método electrónico que evite el contacto directo con tu personal.